Buscar temas
PORTALPYME | El punto de encuentro de las Pymes chilenas
El punto de encuentro de las Pymes chilenas
Menú

Estudio al microemprendimiento femenino en Chile: Edad promedio es de 50 años y el 45% son jefas de hogar

“Microemprendimientos liderados por mujeres en Chile, factores que inciden en la formalización” es el nombre del estudio realizado por la académica Paula Quiroz, de la Escuela de Ingeniería Industrial de la Universidad de Valparaíso.

La investigación se centra en definir los factores que afectan la formalización en los microemprendimientos liderados por mujeres, analizando el uso de TICs, las motivaciones que tienen para emprender, el nivel de estudios o capacitación y si desarrollan o no contabilidad.

“Entre los factores significativos para que los emprendimientos se formalicen se cuenta la necesidad de que las personas lleven registros contables, que sean profesionales o técnicos, que hayan emprendido por oportunidad, que usen internet y que tengan ingresos sobre el sueldo mínimo”, aseguró la experta en emprendimientos y pymes de la U. de Valparaíso.

La académica añadió que algunas de las ventajas que hacen importante la formalización es que permite el acceder a bancos, trabajar con otras empresas, y postular a distintas formas de financiamiento, permitiendo a los emprendimientos crecer y consolidarse.

Algunas de las cifras relevantes que muestra el análisis son que la edad promedio de las mujeres es de 50 años, el 45% son jefas de hogar, el 10% de ellas tiene estudios universitarios o técnicos y el 77% de ellas es la primera vez que emprende.

La investigación muestra además que el 28% genera ingresos sobre el sueldo mínimo y el 23% de ellas son solteras. Respecto de la actividad económica que desarrollan, más del 38% se dedica al comercio al por mayor y menor, y en segundo lugar a la industria manufacturera.

“La mayor parte de estos microemprendimientos no están formalizados, por eso es relevante ver los factores que inciden en que las personas se formalicen o no, identificando las falencias. Estos esfuerzos son desarrollados por mujeres que lo hacen por necesidad y por compatibilizar la labor de madre con el tema laboral para generar ingresos”, señaló la académica.

En ese sentido un dato importante que muestra las diferencias entre mujeres y hombres al momento de emprender, son las motivaciones para crear un negocio propio. La académica señaló que mientras para las microemprendedoras las principales razones son compatibilizar el rol de madre o el cuidado familiar, para los hombres es porque encontraron una oportunidad de negocio o porque quieren mejorar sus ingresos.

El estudio será presentado en el Congreso Internacional de Emprendimiento e Innovación de la Universidad de Cuenca (Ecuador), que se desarrollará entre el 7 al 9 de septiembre de forma virtual. En esa oportunidad Paula Quiroz también presentará su “Taller de creatividad en emprendimiento”, curso que dicta en la Escuela de Ingeniería Industrial de la UV, del cual señala que “permite generar retroalimentación de otros académicos, para mejorar prácticas y potenciar el proceso de aprendizaje”. 

 No hay comentarios

Déjanos tu comentario

*Campos requeridos
volver al inicio