Buscar temas
PORTALPYME | El punto de encuentro de las Pymes chilenas
El punto de encuentro de las Pymes chilenas
Menú

¿Por qué hay una falta de compromiso de los trabajadores con su empresa? Solo el 13% afirma estar comprometido

El compromiso que adoptan los trabajadores con la empresa y viceversa es un tema que cobra mucha más relevancia en la actualidad, donde el bienestar del empleado es una prioridad para mantenerse en los puestos de trabajo, ya que esto incide en su rendimiento y también en la retención del talento.

Sin embargo, distintos estudios concluyen que existe un bajo nivel de compromiso por parte de los empleados. A modo de ejemplo, según el Workforce of 2020 elaborado por Oxford Economics, únicamente el 13% afirma estar comprometido. Y lo complejo es que la falta de motivación influye negativamente en el rendimiento y ambiente de trabajo, por lo que las empresas cada vez están más concienciadas con la importancia de la felicidad de sus empleados.

Asimismo, la última encuesta sobre Tendencias en Beneficios 2019 elaborada por Willis Towers Watson destaca la importancia de los beneficios sociales que las empresas ofrecen a sus empleados para reforzar su compromiso.

Sobre esto último, cabe señalar que hoy una de cada tres empresas reporta que no son capaces de establecer la estrategia de beneficios de forma efectiva. Por otro lado, el 87% de los empleados no se siente comprometido con su trabajo, y los factores que influyen en esta percepción se debe a que consideran que en su  empleo no se les valora lo suficiente o que sus conocimientos no son aplicables en sus tareas diarias.

Diferentes generaciones, diferentes grados de compromiso

En las últimas décadas el mundo empresarial evoluciona de manera constante. Hoy es más común encontrarse con un ambiente de trabajo más diverso y multigeneracional. De hecho, son cinco las generaciones que trabajan en los mismos ambientes, donde cada una de ellas busca desarrollar sus habilidades, experiencias y hábitos de trabajo diferentes.

En ese sentido, las prioridades y preferencias varían dependiendo de la generación, por lo que las empresas deberían adaptarse a las diferentes necesidades de cada empleado para conseguir retener el talento y aumentar su motivación.

Las cinco generaciones de trabajadores que confluyen actualmente son las siguientes:

Tradicionalistas, un perfil caracterizado por empleados que llevan en la empresa toda su carrera profesional.

Baby boomers, parecidos a su generación anterior, fieles a la empresa con una larga trayectoria laboral.

Generación X, los cuales suelen ocupar los puestos de rango medio en las empresas y sentirse presionados por los mandos superiores y por la competitividad de las generaciones venideras.

Millennials, caracterizados por demandar autonomía y confiar en el ascenso rápido en la empresa, mantener una mentalidad abierta y haberse desarrollado en un mundo globalizado y digital.

Generación Z, perfiles muy creativos y con un alto nivel de adaptabilidad al cambio.

Cada una de estas generaciones aporta su propio valor añadido. Sin embargo, los dos primeros grupos –tradicionalistas y baby boomers- sienten un mayor compromiso para con sus respectivas empresas, luego de haber formado parte de ellas toda su vida o la mayor parte de su carrera; mientras que las nuevas no sienten el mismo nivel de deber.

Son varios los factores que influyen en la falta de motivación y compromiso de los distintos empleados, pero está en la mano de las empresas poder revertir esta situación. Una estrategia sería centrarse en prácticas beneficiosas para sus trabajadores, apostando por un mayor bienestar que les haga estar más satisfechos y reforzando así su fidelidad; considerando que la base de cualquier organización son las personas y su talento.

 No hay comentarios

Déjanos tu comentario

*Campos requeridos
volver al inicio