Buscar temas
PORTALPYME | El punto de encuentro de las Pymes chilenas
El punto de encuentro de las Pymes chilenas
Menú

Opinión. La cultura de recepción y pago: el verdadero dolor de cabeza de la pyme

Javier Peró, subgerente comercial y desarrollo de la Bolsa de Productos

Es de amplio conocimiento público que uno de los mayores problemas para el desarrollo financiero sano de una pyme, es el plazo de pago de sus cuentas por cobrar. A raíz de esto se han realizado varias iniciativas para disminuirlo, como por ejemplo el Sello Pro-pyme, entre otras.

Sin embargo, muchas veces no es este el problema para las pequeñas y medianas empresas, sino que el anticuado y burocrático proceso de recepción y confirmación de pago de una factura por parte de su cliente.

En Chile ya entró en vigencia la obligatoriedad de la factura electrónica (salvo para casos específicos), y pareciera como si muchas instituciones no se hubieran dado cuenta. Siguen exigiendo que se les entregue físicamente la factura, haciendo perder mucho tiempo -y de paso contaminando-, siguen solicitando la recepción de la “cuarta copia”, que simplemente ya no existe. La factura electrónica se puede imprimir cuantas veces se requiera y llega automáticamente a los sistemas de facturación de los clientes, los cuales cuentan con software de recepción o rechazo. Por ello es absurdo tener que llevar impresas las copias.

Estimados, les tengo una noticia: ¡existen las transferencias electrónicas! Si, son rápidas, seguras, eficientes, sustentables y también cuentan con variados sistemas de inscripción y aprobación que se pueden incluir en el proceso.

Sumado a esto, a la hora de pagar acuden al cheque o al vale vista, obligando nuevamente a la pyme a recorrer la ciudad y los bancos, a hacer fila para recibir su pago, el que supuestamente debiera ser responsabilidad del cliente una vez realizado el servicio o entregadas las mercaderías. Estimados, les tengo una noticia: ¡existen las transferencias electrónicas! Si, son rápidas, seguras, eficientes, sustentables y también cuentan con variados sistemas de inscripción y aprobación que se pueden incluir en el proceso.

Con un mercado de factoring muy desarrollado en Chile, con tasas que varían desde el 0,5% al 3% mensual, las alternativas para una pyme son variadas. Por ejemplo, desde la Bolsa de Productos, a través de su plataforma Bolsa miPYME, hasta un factoring tradicional. Las pymes solo necesitan que los clientes se capaciten, se modernicen, y utilicen las herramientas existentes del sistema electrónico de facturación. Con solo realizar una recepción conforme electrónica y confirmar una fecha de pago, el financiamiento será fácil de obtener para cualquier pyme y podremos olvidarnos del dolor de cabeza a la hora de cobrar una factura.

 No hay comentarios

Déjanos tu comentario

*Campos requeridos
volver al inicio