Buscar temas
PORTALPYME | El punto de encuentro de las Pymes chilenas
El punto de encuentro de las Pymes chilenas
Menú

Entrevista a los emprendedores de Manatí, la Sanguchería Vegetariana: ‘La tecnología y las redes sociales son fundamentales’

Lylian Muñoz y Alejandro Arce se conocen hace ya varios años. Llevan juntos un buen tiempo, momentos en los que compartían su gusto por la comida. Cinco años atrás, por allá en el 2011, decidieron dejar la carne, en una búsqueda de encontrar nuevas alternativas y variadas de alimentación. Ese fue el inicio de Manatí (http://manativegetariano.cl/), emprendimiento que ellos lideran que se ha hecho de fama y leales parroquianos por sus productos vegetarianos.

Si bien a ambos le gusta cocinar, fue Alejandro quien se adentró más en la preparación de la comida vegetariana, descubriendo un mundo gastronómico muy extenso que no conocía; además de encontrar una necesidad que no estaba cubierta en el mercado, donde “no existen muchas alternativas, como menú especializado, si decides pedir comida rápida (vegetariana) a domicilio”, explica.

Es con él, con quien hablamos, y complementa su frase anterior, “El problema radicó cuando tuvimos ganas de pedir algo a domicilio (algo rápido: un sándwich o algo así), nos percatamos de que simplemente no hay opciones. Es cierto que sí existen locales que ofrecen platos y sánguches vegetarianos muy ricos y distintos, sin embargo, no existe un local destinado a ofrecer sólo sánguches vegetarianos y a domicilio”.

QUÉ Y CÓMO EMPEZÓ

Entonces, ¿todo comenzó a raíz del deseo de comer algo rico y vegetariano?

“Como yo ya llevaba unos años metiéndome en el tema de cocinar vegetariano, simplemente decidimos intentar con nuestro emprendimiento, satisfacer una demanda que empíricamente comprobamos no está cubierta. Y estoy seguro de que no somos los únicos vegetarianos que se han percatado de esta carencia”.

Considerando que dan respuesta a esa necesidad sin una solución, ¿En qué se diferencian de otros locales?

“La principal fortaleza considero que recae en que ofrecemos comida vegetariana, contundente y variada, contribuimos a derribar el mito de que la comida vegetariana es “fome” y se limita sólo al quesillo o a la lechuga”.

Pero la visión de Manatí, ¿Cuál es?

“Queremos entregar un servicio que consideramos no existe. Este es: comida rápida vegetariana a domicilio. Además buscamos derribar los mitos que existen en torno a la comida vegetariana y aterrizar los precios que, los pocos locales que existen dedicados a la comida vegetariana, suelen elevar más de la cuenta por considerarse algo ‘exclusivo’”.

LA HISTORIA

¿Cómo lo hicieron para empezar?, ¿De dónde sacaron dinero?

“Cuando nace la idea, (ambos) aún teníamos nuestros antiguos trabajos y decidimos comenzar a ahorrar hasta tener un pie inicial como para comenzar con el proyecto”.

¿A qué se dedicaban antes de crear Manatí?

“Con Lylian estábamos dedicados profesionalmente en áreas muy distintas. Ella en el rubro de las importaciones y yo en mi profesión, la traducción”.

Hemos visto que emplean mucho redes sociales para hablar del negocio. ¿Qué importancia tiene la tecnología en tu negocio?

“Dado que el rango etario en el que la cultura vegetariana viene más en alza es más bien relacionado con gente joven, consideramos que la tecnología y las redes sociales para fines de comunicación y publicidad son fundamentales, pues son esas mismas generaciones las que nacieron con Google y son los principales usuarios y finalmente quienes dan vida a las redes sociales”.

EL HITO

¿Qué fue lo que provocó un cambio o aumentó sus clientes?

“Accedimos a un premio de publicidad gratuita de Entel llamado ‘Negocio de campeones’. Eso significó que nuestra marca fuera conocida en el menor tiempo posible y eso cuando llevas tan poco tiempo es maravilloso”.

¿En qué consistió ese premio?

“Fuimos parte de un comercial que será visto en las redes sociales de la Comunidad Empresas de Entel que tiene 60.000 seguidores activos, que ya tiene interesante historias pyme que han sido exitosas”.

Y, ¿aumentaron los clientes?

“Desde que salió la publicidad, en sólo dos días, nuestro sitio web pasó de tener 300 a 3.000 visitas”.

¿Cambiaron más cosas?

“Te lleva a pensar que tienes que estar preparado para todo lo que se viene. Lo que antes pensabas que no era prioridad ahora lo es, como por ejemplo, tener más personas en la cocina y ampliar tu visión comercial, estar atento a nuevos desafíos y oportunidades que se vayan presentando”.

Y cómo se sienten, ¿Están preparados?

“Todo ha pasado en muy poco tiempo y estamos orgullosos de poder seguir adelante con este proyecto gracias a la vitrina de negocio y visibilidad que adquirimos”.

 No hay comentarios

Déjanos tu comentario

*Campos requeridos
volver al inicio