Buscar temas
PORTALPYME | El punto de encuentro de las Pymes chilenas
El punto de encuentro de las Pymes chilenas
Menú

5 errores que podrías estar cometiendo en tu negocio

Comenzar un nuevo negocio es un trabajo de tiempo completo. No obstante, este nivel de exigencia hace que muchos emprendedores cometan una serie de errores en sus inicios. A continuación te mostramos las equivocaciones más comunes que cometen estos nuevos empresarios.

La madre de los errores: no tener un plan

Una clave para tener un negocio exitoso es tener una planificación financiera adecuada. De lo contrario los emprendedores pueden caer en errores como: aceptar cada préstamo o crédito disponible, no juntar el dinero suficiente para mantener su pyme, no prepararse para fluctuaciones de dinero, o gastar demasiado dinero en áreas antes de que sea necesario. Una serie de problemas que con un plan, pueden evitarse o convertirse en realidades más llevaderas.

Dejar de lado tus finanzas

Llevar las cuentas de tu negocio puede no ser el proceso más apasionante. Sin embargo, es clave para mantener una empresa. Por esto debes estar al tanto de las finanzas de tu pyme, con una revisión al menos semanal de esta área si es que no la administras tú mismo. Porque fallar en este sentido puede provocar desde pérdida de dinero hasta la imposibilidad de tomar un crédito que realmente necesites, y obviamente, provocar consecuencias en tu emprendimiento.

Perder de vista los gastos ocultos

A veces los empresarios están tan enfocados en sus gastos más tradicionales que se olvidan de algunos costos que suelen estar escondidos. Algunos ejemplos son el pago de impuestos, seguros, comisiones bancarias y pago de servicios profesionales desde abogados hasta la limpieza de tu oficina. Entre más claros tengas estos gastos extra, menos sorpresas te llevarán al momento de los pagos.

Clasificar incorrectamente a tus trabajadores

¿Conoces la diferencia entre un colaborador y un trabajador de planta? ¿No? Entonces es probable que tengas gente contratada a tiempo completo, que en realidad solamente debería estar en una categoría part-time. Por otro lado, si no conoces la diferencia es posible que estés dejando de lado el pago de ciertas obligaciones o impuestos, sin saberlo.

Botar tus boletas

Si bien cada vez existen más respaldos digitales para todos los procesos financieros de tu negocio, siempre es una buena idea mantener a mano tus boletas físicas. O por lo menos, tener una aplicación o programa para escanearlas y tenerlas organizadas. Esto te permitirá tener tus cuentas más ordenadas, y a su vez, contar con un respaldo de tus gastos ante cualquier problema.

 1 comentario

Déjanos tu comentario

*Campos requeridos
Comentarios
  • Felicitaciones por el artículo; esta muy bien resumido y aprovechó de hacer dos aportes adicionales:

    1.- No saber valorar y cobrar el trabajo que realiza mi empresa.
    Vender ya es un parto, valorar mi trabajo tiene una fracción cuantitativa que se puede medir cono % sobre el costo y otra que es arte: demostrar que el valor es más que eso. Ahí sale el vendedor que todos llevamos dentro. Por otro lado, cobrar es la última oportunidad de hacer post venta y tiene que ser suave pero firme, también de esto depende la capacidad de seguir operando.

    2.- Especialización: no siempre en emprendedor podrá hacerlo todo y de la mejor manera; es importante aprender a delegar aunque eso signifique costo; contar con personas que hagan el trabajo operativo especialmente, entrega más que ese simple trabajo, será un aliado cuando deba cerrar un contrato más grande, etc.

volver al inicio