Buscar temas
PORTALPYME | El punto de encuentro de las Pymes chilenas
El punto de encuentro de las Pymes chilenas
Menú

La Importancia de las PYMES en la generación de trabajo en América Latina

Por Néstor Milano, Director Ejecutivo de Laborum Chile, Perú & Venezuela

En momentos donde la economía global se encuentra contraída, una buena cantidad de respuestas viene desde las pequeñas y medianas empresas (PYME). Los gobiernos del mundo fortalecen estas estructuras, entendiendo que son una de las principales fuentes de generación de empleo en cada país.

Según un informe realizado por la Organización Internacional del Trabajo, en Latinoamérica existen cerca de 10 millones de micro y pequeñas empresas, generando el 47% de los empleos que hoy en día existen en la región, lo que es sin duda un número importante para la economía de un país, no solo por dotar de fuentes de trabajo, sino que también permitir aumentar la productividad, sobre todo, en épocas de recesión o desaceleración.

En Chile, particularmente, la situación no es distinta en lo absoluto. Según la Tercera Encuesta Longitudinal de Empresas realizada por el Ministerio de Economía en conjunto con el INE, el 52,1% de las empresas inscritas en el Servicio de Impuestos Internos hasta el año 2012 pertenece a la categoría PYME, siendo los sectores Comercio, con 32.76%, y actividades inmobiliarias, empresariales y de alquiler, con 14.4%, los que más concentran este tipo de compañías.

Este tipo de empresas genera un 65% de los trabajos en Chile, de acuerdo a la última medición de empleo del Instituto Nacional de Estadísticas, lo que implica que más de cinco millones de personas en Chile trabajan en compañías micro, pequeñas y medianas.

Sin embargo, la importancia de la PYME nacional no radica exclusivamente en la generación de esta enorme cantidad trabajos, como un número ciego, mucho más trascendental que sólo generar empleo es que lo diversifica y lo descentraliza. Según el mismo indicador del INE, un 61% de estos empleos se genera en las regiones chilenas, posibilitando un desarrollo más equilibrado del país, mejorando la calidad de vida en las provincias y permitiendo una mejor distribución demográfica.

Micros, pequeñas y medianas empresas dedicadas al turismo, la pesca, actividades agroindustriales o de servicios profesionales, por mencionar algunos ejemplos, están posibilitando una migración laboral hacia las regiones, movimiento contrario a lo observado en todas las grandes ciudades del mundo desde la Revolución Industrial, algo que a todas luces es una excelente noticia.

Tenemos que seguir apoyando y promoviendo la generación de este tipo de empresas. Hacerlo, no es otra cosa que mirar hacia el futuro y con la cabeza en alto.

 No hay comentarios

Déjanos tu comentario

*Campos requeridos
volver al inicio