Buscar temas
PORTALPYME | El punto de encuentro de las Pymes chilenas
El punto de encuentro de las Pymes chilenas
Menú

Acá te contamos todo lo que debes saber sobre la facturación electrónica

Desde febrero pasado la facturación electrónica es obligatoria para todas las empresas nacionales.

Este mecanismo, en simple, elimina los sistemas de facturas manuales, reduciendo al mínimo los costos de transacción -no requiere el timbraje en las oficinas del SII- y  de facturación. Con ello, disminuye los tiempos de emisión y recepción de documentos, permitiendo aumentar la productividad y competitividad de las compañías.

Además, la facturación electrónica permite que, a través de entidades como Tanner, se factoricen las facturas que están pendientes de pago, facilitando así la liquidez de las empresas.

La emisión de facturas electrónicas es más segura, más transparente e instantánea, permitiendo acceder rápidamente a operaciones de factoring, ya que validar las facturas conlleva un proceso mucho más simple que el anterior, disminuyendo el riesgo de adelantar el pago de estos documentos (y con esto la tasa de descuento).

El sistema también está pensado para disminuir el riesgo de evasión tributaria, al permitir que los usuarios puedan diferir el pago del IVA del día 12 al 20 de cada mes, si pagan a través de la opción “en línea”, disponible en el sitio web del Servicio de Impuestos Internos.

 

¿Cómo facturar?

El proceso es más fácil de seguir, ya que fue pensado para disminuir los errores de los usuarios,pero requiere un software especializado. Con todo, existen tres caminos para la emisión de facturas digitales:

  1. A través del sistema de facturación gratuito del SII. Que es abierto para todos los contribuyentes.
  2. A través de un sistema de facturación proporcionado por un privado. Hoy existen alternativas gratuitas como Papaya.cl –que además permite mantener tus cuentas claras- , y plataformas pagadas, a través de una membresía mensual o un costo variable dependiendo de la cantidad de facturas que se emitan..
  3. A través de un software de facturación propio.La experiencia demuestra que esta es la alternativa menos recomendada para las pymes, porque implica una inversión alta y que constantemente debe seractualizada para estar en línea con la nueva reglamentación que la autoridad va estableciendo en el tiempo.

De estas tres opciones la que más recomiendan los expertos es usar una herramienta especializada, ya sea gratuita o pagada, dado que son más completos que el sistema que ofrece el SII y es más barato que desarrollar uno propio.

 No hay comentarios

Déjanos tu comentario

*Campos requeridos
volver al inicio