Buscar temas
PORTALPYME | El punto de encuentro de las Pymes chilenas
El punto de encuentro de las Pymes chilenas
Menú

En promedio el pago para las pymes demora 47 días: Acá una solución para adelantar esos flujos y mantener operativa tu empresa

En 2010 el plazo promedio de pago de facturas a una pyme alcanzaba los 112 días. En 2017 ese plazo bajó a 47 días. Casi siete semanas en que una pyme debe esperar los recursos por productos en los que tuvo que gastar para producir y trasladar.

El tema es complejo, más aún pensando que en Chile más de la mitad de las pymes tiene hasta tres clientes.

2 meses se redujo el plazo de pago de las facturas transadas en la Bolsa de Producto desde 2010 Así, si dependes de un solo cliente, tu fuente de ingresos depende completamente de los tiempos de tus compradores y, si estos varían, tu eres quien se tiene que ajustar.

El escenario se ve complicado, y lo es. De hecho, la posibilidad que los tiempos aumenten en el futuro no es tan pequeña si se ve la trayectoria de este promedio, levantado por la Bolsa de Productos y la Asech.

De hecho, aunque el 2017 fue un año completo de reducción, el último trimestre de 2016 mostró un alza, y en 2015 fueron dos los trimestres que mostraron en promedio demoras mayores.

 

Un problema de liquidez

Por eso, una de las alternativas más usadas por las compañías chilenas es el Factoring, un modelo de financiamiento que permite adelantar flujos de dinero a las empresas sobre la base de facturas emitidas.

¿Cómo? En simple, como la factura por pagar de un proveedor es una especie de “compromiso de pago”, una entidad financiera adelanta ese monto de dinero a la empresa proveedora, para que pueda tener dinero para pagar desde sueldos hasta la compra de nuevos materiales.

Todo cobrando un interés y con el compromiso de que el pago de la factura ahora se realizará a esta entidad, el factoring.

Esto es lo que hace la empresa de servicios financieros Tanner, que incluso es capaz, en la gran mayoría de los casos, de realizar estas operaciones para sus clientes durante el mismo día y a través de internet, solucionando los problemas de liquidez de la empresa, permitiendo pagar cuentas e, incluso, mejorando los indicadores financieros de la compañía porque evita que las empresas entren en morosidad.

Eso sí, al ser un producto financiero siempre hay que tener claro que hay beneficios pero también temas en los que poner atención al momento de contratar un factoring.

¿Quieres saber más? Pincha aquí para conocer más detalles de esta forma de financiamiento de Tanner

 No hay comentarios

Déjanos tu comentario

*Campos requeridos
volver al inicio